Diabetes tipo 2: ¡No vale dudar!

La diabetes se caracteriza por niveles de glicemia elevados. A pesar de ser una enfermedad prevalente en nuestra población, presenta todavía un nivel de infradiagnóstico muy significativo.

Dr. Matteo Fabbi | Endocrino del Centro Médico Mútua General de Catalunya

2_diabetis_corazon_de_azucar_.jpg

La diabetes mellitus 2 se caracteriza por presentar una evolución progresiva en el tiempo y a menudo asintomática. Los factores qeu favorecen el desarrollo de la diabetes mellitus tipo 2:

  • la obesidad (y el sobrepeso),
  • el sedentarismo 
  • edad superior a 45 años,
  • niveles elevados de triglicéridos,
  • hipertensión arterial,
  • historia familiar de diabetes y,
  • en el caso del sexo femenino, antecedentes de diabetes gestacional y síndrome de ovario poliaquístico.

Diagnóstico

Para poder realizar el diagnóstico de la diabetes es necesaria la detección analítica de niveles elevados de azúcar en sangre -más de 200mg/dl acompañados por síntomas de hiperglucemia para cualquier determinación aleatoria en sangre o niveles de azúcar superiores a 126 mg/dl en dos ocasiones o niveles de hemoglobina glicosilada superior a 6.5% o glucemia después de test de sobrecarga oral de glucosa de más de 200 mg.

Control de las complicaciones de la diabetes

A largo plazo, las complicaciones más importantes de la diabetes afectan a ojos, riñones y nervios (complicaciones microvasculares) o a la circulación (complicaciones macrovasculares), motivo por el cual es importante que las personas con diabetes se sometan de forma periódica a un cribado de estas complicaciones.

Por tanto el despistaje precoz de la diabetes, la dieta y el control del peso, junto con la actividad física, representan una medidas capitales para la prevención de la diabetes y, en los los ya diabéticos, pera evitar los complicaciones a largo plazo.

Tratamiento

Dieta y ejercicio son fundamentales e imprescindibles en el tratamiento de la diabetes tipo 2, aunque a menudo es necesario un tratamiento farmacológico añadido. en la diabetes tipo 2 normalmente se comienza por el tratamiento via oral con hipoglucemiantes, que son fármacos que bajan la glucemia aumentando la sensibilidad a la nsulina o estimulando la producción pancreática de insulina. Si el control de la glucemia no es óptimo, se hace necesario añadir insulina para favorecer un control óptimo del azúcar.

Publicado el 19-02-2016
Facebook Twitter Google+ LinkedIn
FarmaCardio