Día Nacional del Donante de Órganos y Tejidos: donar salva vidas

operacion_corazon

El Día Nacional del Donante de Órganos y Tejidos se celebra en España cada primer miércoles del mes de junio desde 1979. Con este día se pretende realizar un homenaje a los donantes y a sus familiares, y sensibilizar a la sociedad de la importancia de la donación de órganos, tejidos o células en un acto altruista que salva miles de vidas cada año y contribuye a mejorar la calidad de vida de un gran número de pacientes.

¿Por qué hacerse donante?

Donar es una decisión voluntaria y altruista en la que el donante manifiesta que, una vez haya fallecido, cualquier parte de su cuerpo que sea apta para un trasplante puede ser utilizada para ayudar a otras personas. Es importante porque hay miles de personas enfermas en lista de espera que necesitan un trasplante para continuar viviendo y la donación es un gran acto de solidaridad: en condiciones óptimas, un donante de órganos puede salvar hasta 8 vidas y un donante de tejidos puede ayudar a más de 100 personas.

Aunque lo más habitual es donar tras la muerte, en ocasiones y siempre y cuando la vida del donante no corra peligro, es posible hacer una donación en vida de un órgano (como un riñón) o una parte de un órgano (del hígado), así como de algunos tipos de tejidos (membrana amniótica, sangre del cordón umbilical, tuétano o tejido óseo procedente de una intervención).

¿Quién puede ser donante de órganos y tejidos?

Cualquier persona es un donante potencial, siempre y cuando en vida no haya manifestado su voluntad en contra de la donación. Sin embargo, se deben cumplir unas condiciones clínicas específicas en el momento del fallecimiento del donante que van a determinar qué órganos y tejidos son aptos. Por ejemplo, para el trasplante de órganos, es necesario que el fallecimiento se produzca en una unidad de cuidados intensivos de un hospital.

¿Qué partes del cuerpo se pueden donar?

donacion_organos

Se pueden donar órganos sólidos, como los riñones, el hígado, el corazón, los pulmones el páncreas y el intestino.

De una donación también se pueden obtener tejidos muy necesarios como huesos, tendones, córneas, válvulas cardíacas, segmentos vasculares y piel. Y células progenitoras y de la hematopoyesis (producción de células sanguíneas), como médula ósea, sangre del cordón umbilical y sangre periférica.  

¿Qué debemos hacer para ser donantes de órganos y tejidos?

Según la Ley de Trasplantes en España, cualquier persona es considerada como donante siempre y cuando en vida no haya manifestado o establecido lo contrario. Cuando una persona se plantea la posibilidad de ser donante de órganos y tejidos lo primero que debe hacer es comunicárselo a su familia para que, llegado el momento, conozcan su voluntad y puedan firmar la autorización necesaria. Ellos serán los primeros a los que se consultará la posibilidad de la donación después de la muerte, ya que se asume que respetarán los deseos del ser querido.

Otra opción es solicitar la tarjeta de donante, un documento que testimonia nuestro deseo de ser donante de órganos tras el fallecimiento. La tarjeta no tiene valor legal, por lo que es preciso comunicar a nuestros familiares el deseo de ser donantes, para que autoricen la extracción de órganos tras el fallecimiento.

España, líder mundial en donación y trasplante

trasplante_corazon

España ha sido líder mundial en donación y trasplantes durante 25 años consecutivos y en 2017 ha vuelto a batir récords: se han alcanzado 46,9 donantes por millón de población, con un total de 2.183 donantes, lo que ha permitido realizar 5.259 trasplantes de órganos. Esta cifra eleva la tasa de trasplantes a 113 por millón de población y consolida internacionalmente a España como ‘el país de los trasplantes’. Según la Organización Nacional de Trasplantes (ONT), estos datos suponen 6 donantes y 14 trasplantes diarios.

En total, se han realizado 3.269 trasplantes renales (+9%), 1.247 hepáticos (+8%), 304 cardíacos (+8%), 363 pulmonares (+18%), 70 de páncreas (-4%) y 8 intestinales (+100%). La lista de espera se reduce para todos los órganos, excepto para el páncreas.

El modelo español de donación y trasplante de órganos es un modelo de referencia en todo el mundo. Las donaciones se realizan siempre de forma altruista y todo el proceso es cubierto, desde el punto de vista económico, por el Sistema Nacional de la Salud, que cuenta con una amplia red de profesionales sanitarios con formación específica. De esta forma se garantiza la igualdad de oportunidades.

La donación es un gran acto de generosidad y solidaridad: hazte donante y salva vidas.

Publicado el 04-06-2018
Facebook Twitter Google+ LinkedIn
FarmaCardio